Locales ubicados en calle Tres Cruces de Oro atentaban contra la salud pública.

La Municipalidad del Cusco, a través de la Gerencia de Desarrollo Económico y Servicios Municipales, continúa con sus labores de fiscalización, orientación y sensibilización para garantizar el cumplimiento de las disposiciones nacionales respecto a la reanudación de actividades económica, al respecto se procedió esta semana con el cierre inmediato de dos “mercadillos” ubicados en la calle Tres Cruces de Oro donde se evidenciaron condiciones insalubres en la manipulación y almacenamiento de productos.

En ambos establecimientos se encontraron excretas de roedores dispersabas por todo el ambiente, por lo que se dispuso su cierre inmediato hasta que puedan levantar sus observaciones, “estos operativos además de sancionar malas prácticas también buscan orientar y sensibilizar a los empresarios a que puedan reactivar su economía pero cumpliendo con todas las disposiciones del ejecutivo nacional, seremos inflexibles en ambientes que atenten contra la salud y daremos nuestro apoyo a quienes pongan empeño por atender de forma adecuada”, indicó Carolina Itusaca, jefa del centro médico de la Municipalidad Provincial del Cusco.

Personal de fiscalización y del centro médico de la Municipalidad del Cusco a cargo de este operativo, también intervinieron los restaurantes La Yola y Limbus Resto Bar, en ambos locales se evidenció el esmero por cumplir con todos los protocolos sanitarios, los representantes de la municipalidad saludaron el esfuerzo de los empresarios, realizaron observaciones mínimas que permitan mejorar los protocolos sanitarios de igual forma dieron recomendaciones a sus propietarios para que todos los procesos se cumplan con absoluta pulcritud.

Los operativos realizados esta semana también contemplaron picanterías aledañas al barrio de San Blas donde lamentablemente no se están cumpliendo los protocolos sanitarios y a pesar que está prohibido continúan elaborando y ofreciendo chicha para consumo de pobladores, incluso en condiciones insalubres, que expone la salud de quienes decidan consumir estas bebidas alcohólicas.

Esta labor se cumple de forma coordinada con la Policía Nacional afín de prevenir cualquier atentado contra la salud pública, “las circunstancias actuales exigen un trabajo articulado por parte de las autoridades y la policía brinda la seguridad en caso así se requiera”, indicó la Comisaria del Cusco, Comandante Edith Espejo Puma.

Share This
X