La Municipalidad Provincial del Cusco impulsa acciones de cobranza coactiva a unidades vehiculares infractoras que registran deudas pendientes de papeletas.

A fin de imponer el principio de autoridad, la Municipalidad Provincial del Cusco, a través de la oficina de Ejecución Coactiva intensifica los operativos de embargo de unidades vehiculares, cuyos propietarios o conductores registran deudas pendientes de papeletas por infracciones al Reglamento Nacional de Tránsito. En esa línea, junto a los fiscalizadores de tránsito y efectivos policiales, este miércoles, se desplegó una acción de fiscalización en la Av. De la Cultura para identificar a las unidades de transporte público que tienen acciones por cobranza coactiva.

“Estamos realizando la verificación de las placas de vehículos para conducirlos a la unidad de depósito, de hallar orden de captura por deuda pendiente. Si bien en esta fecha, únicamente, se fiscaliza a siete empresas de transporte urbano como Pegaso, Señor del Cabildo, Expreso San Sebastián, Rápidos y demás; en nuestra lista tenemos personas naturales, jurídicas y todo tipo de infractores que vulneraron la norma por conducir en estado de ebriedad, provocar un accidente de tránsito o por falta de documentación en regla”, detalló la ejecutora coactiva, Verioska Guerra.

Son más de 5 300 expedientes o títulos en materia de tránsito que tiene en curso la oficina ejecutora para hacer efectivo el cobro de más de 5 millones de soles y evitar la prescripción de las deudas. “Todos los procesos están en trámite, título que ingresa proveniente de la Gerencia de Tránsito es calificado en el máximo periodo para iniciar con la ejecución coactiva”.

De acuerdo al procedimiento administrativo, una vez se emita la resolución de ejecución coactiva, se efectiviza las medidas cautelares para hacer cumplir las obligaciones de los deudores. En ese caso se opta por dos caminos, que inicia con la retención de cuentas bancarias, comunicando a nivel nacional  y a distintas entidades financiera entre bancos, cooperativas y Mypes para el embargo de los fondos. “Al tener cualquier alerta de transferencia en el acto se capta y retienen los recursos”.  En segunda medida, en el supuesto de no tener fondos, se opta por el secuestro con extracción del vehículo, tras la emisión de la orden de captura del bien.

Finalmente, la funcionaria municipal detalló que de acuerdo a un plan operativo, junto a la Policía Nacional del Perú y la Gerencia de Tránsito, Vialidad y Transporte, se pondrá en marcha hasta 8 fechas de intervenciones de embargo, considerando puntos de mayor circulación y sectores estratégicos. La Municipalidad Provincial del Cusco recomienda pagar oportunamente las deudas, a fin de evitar procesos de cobranza coactiva. Además de la captura de sus unidades, los conductores pueden ser pasibles de otras medidas cautelares, como la retención bancaria u otras que garanticen el cumplimiento de la deuda.

Comentar Aqui

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.