Los trabajos se ejecutan de la mano con la supervisión del Sector Cultura para evitar paralizaciones frente a eventuales hallazgos de restos arqueológicos.

En una jornada de inspección a la obra de mejoramiento vial y peatonal de la Av. Pardo, el alcalde del Cusco, Víctor Boluarte Medina, evidenció la remoción de más del 95% del adoquinado y calzada que se realizó en el sector, así como la apertura de zanjas para el sistema de drenaje pluvial y solicitó al Consorcio Pachacutec, agilizar la ejecución de los trabajos físicos a fin entregar la céntrica arteria antes de los 9 meses previstos en el expediente técnico.

“Queremos que esta obra se entregue este año, lo más pronto posible y para eso realizamos esta inspección con la finalidad de que la contratista acelere los plazos de intervención y vea que estamos preocupados por el tema”, enfatizó la primera autoridad edil.

De acuerdo al burgomaestre provincial, la ejecución de la obra tendrá un repunte en los trabajos para el mes venidero, una vez se superen algunas dificultades que se presentaron de orden técnico para realizar las conexiones domiciliarias de agua y tendido de tuberías para el desagüe. “Sabemos las contingencias que siempre se presentan en una obra y en la medida que hagamos seguimiento desde la áreas competentes, se viabilizará el avance. Tenemos como interferencias, por ejemplo, la presencia de árboles cuyas raíces se extienden y generan obstáculos para realizar los cortes o zanjas para iniciar con las instalaciones de agua y desagüe en cada domicilio”, detalló.

Por su parte, el gerente de Infraestructura, Ítalo Ramos, señaló que si bien la obra registra un avance físico de cerca de 10%, evidenciando una ligera demora debido a las interferencias antes señaladas y la aprobación del Plan de Monitoreo Arqueológico por parte del Sector Cultura, la empresa contratista implementó un cronograma de trabajos acelerados.

“El primer mes la contratista tuvo que esperar la aprobación del Plan de Monitoreo de la DDC y sin eso, no se podía ejecutar ninguna partida, pero Cultura y sus supervisores están permanentemente en la obra, estamos trabajando de la mano con la entidad para implementar sus recomendaciones para evitar que se genere alguna paralización o retraso frente algún eventual hallazgo de restos “, detalló.

En tanto, el residente de la obra Miguel Ángel Ruíz Guillén, ratificó que se trabaja en función de un cronograma acelerado incorporando jornadas los fines de semana. “Tenemos 6 cuadrillas trabajando, 2 en la parte alta y 4 en la parte baja, incluso los sábados y domingos también hemos trabajado a fin de cumplir el cronograma presentado a supervisión”.

Cabe precisar que tras la remoción de más de 1 mil m3 de tierra, se realiza la apertura de zanjas para la instalación de desagüé, construcción de buzones para el sistema de drenaje pluvial que anteriormente no se tenía en este sector y posteriormente realizar el soterrado del cableado de tendido eléctrico y telecomunicaciones.

De esta forma la comuna provincial, liderada por el alcalde Víctor Boluarte Medina, realiza el seguimiento necesario para asegurar que las obras en beneficio de la población se ejecuten de forma adecuada y sean entregadas en el menor tiempo posible, para ver al Cusco florecer.

Comentar Aqui

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.